Deja un comentario

‘Victorian Undead’: Sherlock Holmes y muertos vivientes, curiosa combinación

victorian00.jpgSherlock Holmes está más que acostumbrado a tratar con cadáveres. A lo largo de su carrera, ha resuelto infinidad de intrincados asesinatos, acompañado como siempre de su fiel Watson, atento cronista de sus peripecias por el Londres victoriano. Pero lo que nunca le había pasado al bueno de Holmes era que estos cadáveres se movieran, y que encima fueran más agresivos que un gorila con ladillas.

La razón de este peculiar encuentro es una plaga zombi que se desata en la ciudad, narrada por Ian Eddington y Davidé Fabbri en la mini-serie que hoy nos ocupa. ‘Victorian Undead’ arranca con un misterioso suceso que reanima a los muertos londinenses a mediados del siglo XIX. Aquel terrible suceso pareció quedar enterrado (literalmente, como ya comprobaremos), pero en los últimos suspiros del siglo, en los años en que se enmarcan las andanzas de Holmes, la amenaza vuelve a desatarse.

Así pues, la fría racionalidad de Holmes se enfrenta a un caso carente de cualquier posible lógica: los muertos vuelven a la vida, alterando las leyes más básicas de la naturaleza. No obstante, llama la atención que estos acontecimientos no calen más hondo en la mentalidad del personaje, que desde el principio hace gala del sentido práctico propio de los ingleses y afronta esta amenaza como si fuera un caso más. Es el pobre Watson quien más desconcertado se queda ante esta extraña situación.

victorianundead.jpg

Pues bien, ya tenemos en escena a Holmes, a algunos de los secundarios más recordados de sus libros, y un puñado de zombis para redondear la ecuación. Y a partir de aquí, ¿qué da de sí la obra? Pues básicamente lo que cabría esperar: acción a raudales, genrosas dosis de vísceras e higadillos y tímidos atisbos de intriga. En ese sentido, se habrían podido explotar más las capacidades deductivas del protagonista y enriquecer la trama con algo más de misterio, por mucho que la acción sea su principal ingrediente.

Así que en resumidas cuentas estamos ante un cómic palomitero en estado puro, apto para pasar un rato entretenido y divertirnos con la idea de ver al detective más famoso del mundo inmerso en una historia al más puro estilo George Romero. Más chicha que esta no vamos a encontrar, pero nos valdrá para saciar nuestros ánimos más pulp. Como decía antes, me queda el gusanillo de que le hubieran sacado más partido a la figura de Holmes, un personaje que no termina de dar todo el juego que podría.

hay que taringuear ya por esos titulos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: